La ONU investiga la muerte de Sebastián Moro en Bolivia

La muerte del periodista Sebastián Moro en La Paz, Bolivia, el 16 de noviembre durante el golpe cívico-militar contra el expresidente Evo Morales, es investigada en Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas y en la Justicia cordobesa. Según detalló el periodista de «Página/12», Gustavo Veiga, Gabriel Aguirre, secretario General del Comité de Solidaridad Internacional y Lucha por La Paz (COSI) presentó en Ginebra, Suiza, donde funciona aquel organismo de la ONU, la situación del reportero mendocino. Su hermana Penélope Rocchietti Moro había declarado después de visitarlo en un centro médico paceño que «cuando llegué a Bolivia en la madrugada del 11 de noviembre y al encontrarme con mi hermano en la Clínica Rengel de Sopocachi para acompañarlo y hacerme cargo de su situación, noté ciertas marcas y golpes en su cuerpo que a mi entender no correspondían únicamente con un ACV isquémico que fue el diagnóstico que se informó». Estos elementos se incorporaron a la querella que presentó la familia de Moro en la Justicia de Córdoba y le dieron forma a la denuncia ante el Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas.