Agenda | Libros

Identidad de ciertas frutas

Amanda Berenguer
La Ballesta Magnífica
78 páginas

Una reunión de alucinaciones frutícolas se da cita en este libro de poemas de la uruguaya Amanda Berenguer. Nacida en 1921 y fallecida en 2010, la autora formó parte de la llamada Generación del 45. En su país, Berenguer obtuvo numerosos reconocimientos y también fue traducida en otros, pero en Argentina increíblemente no contábamos con ningún libro suyo.
Fue La Ballesta Magnífica, un sello joven que tiene sede en las islas del Delta, el que decidió rescatarla. Para ello eligió Identidad de ciertas frutas, un libro magnético que trabaja perfilando ciruelas, sandías, higos, uvas y demás tesoros terrícolas, adivinando el espesor lírico de cada semilla, de cada hoja, de cada piel. Concentrada en la exuberancia de las sensaciones, la poesía de Berenguer es alquimista ante estas naturalezas muertas que al contacto de la boca reviven y evocan toda suerte de memorias emotivas. «Los gajos y mi lengua saben más que yo», leemos, ars poética camuflada en el conjunto.
«Es tal vez una obra que pareciera en una primera aproximación, sencilla, pero que poema a poema se convierte en una entrañable cosmogonía inserta en un tratado de botánica», escribe Álvaro Díaz Berenguer en el prólogo. La humildad de sus objetos de estudio domésticos es, en el fondo, un atrevimiento que le rinde como ninguno. En Argentina, Darío Cantón había atendido a la naranja como protagonista de un poemario entero, pero mientras él poetizaba la belleza del deterioro, Berenguer trabaja la lujuria de la maduración. Frutillas, almendras y dátiles conviven en este tomo en versiones líricas e ilustradas: un imprescindible para amantes de la poesía.


Valeria Tentoni