Cultura

Leyenda de la historieta

La Biblioteca Nacional celebró los 90 años de la aparición del personaje con una exhibición especial. Los originales, bocetos e inéditos dibujados por Dante Quinterno ahora se pueden ver en la web de la entidad. La mirada de los especialistas.

Se encuentra online, en el sitio web de la Biblioteca Nacional, la muestra digital A todo Patoruzú virtual, basada en la exhibición física montada por el Centro de la Historieta y el Humor Gráfico Argentinos de la Biblioteca Nacional, con motivo de los 90 años de su aparición. Para aquellos que no pudieron visitarla en su momento, es una nueva oportunidad para acceder al universo gráfico del cacique, el último de los tehuelches, uno de los legendarios héroes de la historieta argentina creado por Dante Quinterno en 1928. Compuesta por los primeros originales del autor, quien dejó de dibujar la tira a comienzos de los años 40, además de manuscritos, bocetos inéditos, periódicos, fotografías y material fílmico restaurado, intenta reflejar un trayecto que atraviesa la cultura popular argentina.  
«La importancia de Patoruzú es enorme», precisa José María Gutiérrez, curador de la muestra. «Es el personaje más icónico de la historieta argentina. Con él se produce una inflexión, porque da inicio a la edad de oro de la producción industrial de las historietas. Para la época tenía una gran calidad. Su desarrollo en los años 30 es muy interesante, porque revela muchas cosas sobre el poder de la historieta y la cultura argentina, porque fueron cambiado muchísimo los contenidos», completa. Gutiérrez accedió a documentos que nunca antes se habían exhibido, como originales de 1936 que muestran a un Patoruzú desconocido, muy distinto del que le siguió después. «Quinterno era un gran artista», agrega Gutiérrez. «A partir de los años 40 dejó la producción de Patoruzú y se la pasó a un equipo, pero la mayor parte del material de la muestra pertenece al propio Quinterno. Y ahí se puede apreciar la mano maestra, y a nivel internacional, que tenía. Era importante mostrar todo eso».  

Visión simbólica
Andrés Accorsi es un periodista y teórico de la historieta argentina, responsable del blog Comiqueando, que vio la muestra varias veces porque le parece extraordinaria, muy bien curada y con materiales invalorables. Piensa que Patoruzú quedó muy anticuada en relación con la historieta argentina actual, pero reconoce la calidad artística de Quinterno, más cuando era una tira que estaba obligado a dibujar diariamente cuando comenzó a publicarse en el diario Crítica. «Es muy improbable que en aquella época hubiera dibujantes de la calidad de Quinterno a nivel internacional y, además, con una capacidad de producción tan veloz. Hoy, incluso, solo se puede hacer con un equipo de asistentes. Desde el punto de vista del dibujo, porque el relato tiene muchos problemas y se nota demasiado que Quinterno improvisa como puede, es notable el estándar de calidad de Patoruzú en los años 30», puntualiza.
Por lo contrario, el historiador Iván de la Torre, autor de 100 años de historieta argentina, cree que Patoruzú es uno de los grandes y más emblemáticos personajes de la historieta argentina, porque logró sintetizar la visión más simbólica del ser nacional «sin caer en el lugar común del gaucho y crear un antihéroe con el que pueden identificarse grandes y chicos de diferentes generaciones, porque sigue siendo gracioso y actual». También a Francisco Paronzini, un dibujante argentino que trabaja para DC Comics y Marvel (entre otras editoriales estadounidenses), la muestra virtual le pareció excelente: «Podes ver cómo eran los originales y también el proceso en la creación de los personajes del universo Patoruzú, como Isidoro, Pampero y la Chacha. Es impagable». En su opinión, Patoruzú es uno de los primeros personajes que supera los límites del formato historieta para convertirse en un ícono. «Es anterior a los personajes principales de la época dorada de editorial Columba, y está presente en la mayoría de los argentinos, así no sean asiduos lectores de historietas», concluye.