Las últimas

Echan a abogado de la UIF

En lo que puede convertirse en un escándalo mayúsculo, la Unidad de Información Financiera (UIF), echó a un abogado al que se responsabiliza por no haber apelado a tiempo un fallo del juez Julián Ercolini que sobreseyó a directivos de la multinacional Techint en la causa Cuadernos bajo el argumento de que, si bien reconocieron haber pagado coimas a funcionarios de la gestión kirchnerista anterior, lo hicieron «en estado de necesidad».  Como la UIF no apeló en tiempo y forma, el cuestionado fallo quedó firme y el CEO de la empresa, Paolo Rocca, y los directores Luis Betnaza y Héctor Zabaleta -quien reconoció el ilícito como «arrepentido»-, quedaron libres de culpa y cargo. Dos abogados del organismo estatal, Fernando Diez y Marcela Vivona, quedaron en la mira cuando se conoció el «error administrativo». Antes de que a Diez le enviaran un telegrama de despido, había presentado una denuncia por hostigamiento contra el director de la UIF, Carlos Cruz y su jefe de gabinete, Gabriel Rojas. Tampoco apeló el fiscal de la causa, Carlos Stornelli.