Las últimas

El canciller de México contra la «extorsión»

«¿Acuerdo? Déjame ponerlo entre comillas. Más bien es una extorsión. Cierro la frontera y tienes que firmar lo que yo diga», enfatizó Marcelo Ebrard en un evento en Nuevo León, uno de los estados que negoció de manera individual con el Gobierno de Texas la forma de terminar con las minuciosas inspecciones a camiones de pasajeros y de carga, que provocaban largas filas y esperas de hasta 30 horas. El canciller sostuvo que el gobernador de Texas, Greg Abbott, extorsionó a varios pares mexicanos, quienes se tuvieron que someter a sus condiciones con tal de agilizar el cruce fronterizo de personas y mercancías. En esa estrategia también participaron los gobernadores de Chihuahua, María Eugenia Campos; Coahuila, Miguel Ángel Riquelme; y Tamaulipas, Francisco Javier Cabeza de Vaca; quienes se comprometieron a tomar una serie de medidas que pedía Abbott, como la implementación de retenes, patrullajes y otros operativos. Sin embargo, Ebrard aclaró que no iba a juzgar a los gobernadores, ya que hacen lo que pueden y, en este caso, no tenían otras alternativas.