Las últimas

La despedida al fiscal paraguayo asesinado en Colombia

Fueron sepultados en Asunción los restos del fiscal paraguayo Marcelo Pecci, asesinado durante su luna de miel en Colombia en un caso que las autoridades atribuyeron a sicarios del narcotráfico que se cobraron la vida del funcionario por su actuación clave en causas relevantes en su país. «Me dicen que mi hijo es un héroe, un patriota, un mártir por cumplir con su trabajo», afirmó el juez jubilado Francisco Pecci, de 84 años, al despedir a su hijo en el cementerio, indica un cable de Télam. El fiscal, de 45 años, estaba en una playa de Barú, una isla cercana a Cartagena, en el Caribe colombiano, donde pasaba la luna de miel con su esposa, la periodista Claudia Aguilera. Dos sicarios que aparecieron repentinamente a bordo de una moto de agua lo balearon a sangre fría. Estaba especializado en el combate del crimen organizado, narcotráfico, lavado de dinero y financiamiento del terrorismo, y había participado en investigaciones contra procesados de nacionalidad colombiana, libanesa y brasileña, entre otros casos.