Las últimas

Tres años de cárcel e ihabilitación al intendente de Famaillá por abuso

Por primera vez un exdiputado nacional fue condenado por el delito de abuso sexual simple. Se trata del peronista José Orellana, quien se desempeña como actual intendente de la localidad tucumana de Faimallá quien recibió una condena a 3 años de prisión e inhabilitación perpetua para ejercer cargos públicos tras un fallo dictado por el Tribunal Oral en lo Criminal y Correccional N° 28 de la Capital Federal. Orellana había sido denunciado por Agustina Poch, exasesora de la por entonces diputada socialista Gabriela Troaino. Según detallara la joven, que en ese momento tenía 22 años, el 11 de noviembre de 2016 fue a la oficina de Orellana para indicarle que había gente buscando hablar con él. Entonces, de acuerdo a lo declarado, el diputado empezó a manosearla, acercarse corporalmente y a besarla con gestos y comentarios no consentidos por ella. Luego de soltarse, la mujer se retiró del lugar.
Según consignó a la agencia Télam la abogada de Poch, Fernanda González Allega, están “conformes con la sentencia; fue un juicio largo y difícil con mucha incertidumbre porque en la instrucción de la causa hubo mucho retardo y muchas pruebas que tuvieron que hacerse de vuelta”.