Mundo | Bitácora

En bloque

Armenia se convirtió en el cuarto miembro pleno de la Unión Económica Euroasiática. Su adhesión coincidió con la puesta en marcha del bloque del Cáucaso que es encabezado por Rusia, seguido por Bielorrusia y Kazajistán. Se prevé que en mayo ingrese Kirguistán, y Tayikistán y Uzbekistán están a la expectativa. El presidente armenio, Serzh Sargisian, destacó que esta nueva asociación posibilitará «relaciones predecibles» entre los países integrantes y «tiene un enorme potencial para fortalecer sus posiciones en el mapa económico mundial». El producto bruto global de la unión es superior a los 4,5 billones de dólares y entre los objetivos que se propone esta apuesta geoestratégica, se encuentra la libre circulación de mercancías, servicios, capitales y mano de obra para crear un nuevo centro en un mundo multipolar.