Mundo | Bitácora

La salida fascista

Los paramilitares ultraderechistas de Pravy Sektor están capitalizando el caos institucional que atraviesa Ucrania. La agrupación fascista dirigida por Dmitró Yárosh se sigue extendiendo con los «batallones de defensa territorial» e interviene en las decisiones político-administrativas del Estado. En las últimas semanas se pudo observar a sus militantes con bates de béisbol y cadenas patrullando las calles de Jarkov, la segunda ciudad del país, aprovechando el proceso de reestructuración de la policía. Según relata la prensa local, se agrupan en áreas de reunión masiva como la plaza Gorki o la estación de ferrocarril del Sur para protagonizar golpizas, detenciones arbitrarias y allanamientos a empresas o comercios. Se trata de un avance que no ocurre a espaldas del Gobierno sino que cuenta con el guiño del presidente Petró Poroschenko.