Señales

Golpe al cooperativismo

«Gravar con el Impuesto a las Ganancias (a las cooperativas) es desconocer su carácter no lucrativo, poner en peligro su capacidad de formación de patrimonio social al servicio de la comunidad e ignorar los acuerdos parlamentarios sostenidos desde 1986». Así se expresó la Confederación Cooperativa de la República Argentina (COOPERAR) ante la incorporación de una modificación al Impuesto a las Ganancias en el proyecto de Presupuesto enviado por el Poder Ejecutivo al Congreso Nacional. COOPERAR recuerda que pagan ese tributo los excedentes repartibles, esto es, lo que vuelve al asociado en efectivo o en acciones,  sujetos al Impuesto a las Ganancias. «El origen del patrimonio de las cooperativas es la acumulación de excedentes a lo largo de la historia, en particular excedentes no repartibles (…)  gravarlos como si fueran ganancias es injustificado y apunta al corazón del sistema de formación del patrimonio social de las cooperativas», sostiene un documento difundido por la entidad. Por su parte, Ariel Guarco, presidente de Cooperar, señaló que «el Estado debe tratar a las cooperativas como empresas sin fines de lucro» y concluyó: «No podemos aceptar que se nos grave con impuesto a las ganancias».