Señales

Sombras de la trata

Florencia Pennacchi tenía 25 años cuando se la vio por última vez al salir del departamento que compartía con su hermano Pedro en el barrio porteño de Palermo. Familiares y organizaciones realizaron actividades a 10 años de su desaparición para reclamar que la Justicia avance en la investigación y profundice la hipótesis de trata de mujeres, ya que la causa está caratulada como «búsqueda de persona». En uno de los actos, los familiares denunciaron «la complicidad de quienes encubren a las mafias». La Fundación María de los Angeles, presidida por Marita Verón, logró dar con dos víctimas de redes de trata que atestiguaron haber visto a Florencia en tres prostíbulos de Buenos Aires y Córdoba. Silvina Bergmann, amiga de Florencia, señaló: «Tras su declaración, una de ellas fue nuevamente secuestrada y a la otra le balearon la casa y después cambió la declaración».