Sociedad

Más diversxs y plurinacionales

Y pasó el 35° Encuentro Plurinacional de Mujeres, Lesbianas, Trans, Travestis, Bisexuales, Intersexuales y No Binaries. La alegría y la furia feminista volvió recargada de fuerzas luego de dos años sin poder encontrarnos. Las cooperativistas decidimos asistir con una identidad propia y común ya afianzada en la firme convicción que apoyaríamos el cambio de nombre del tradicional encuentro por uno que nos contemple a todes y sea plurinacional. Aunque es el primer año divididas, los fundamentos para nombrarnos así son fuertes y refleja un proceso inclusivo, sin conservadurismos ni actitudes transodienates. Muchas son la definiciones y conquistas que nacen de acuerdos en estos talleres, sus conclusiones y reclamos masivos.
«Tengo cincuenta años de casada, siempre quise venir y nunca pude, es mi primer encuentro y volveré siempre, me llevo herramientas para mi militancia barrial», dice Lidia, feliz. Un varón trans, Peu, manifiesta cómo se ha sentido cómodo y apropiado del encuentro al parar en un espacio donde todxs son de identidades sexuales no binarias; Antonella de Valparaíso siente que las migrantas también tienen un lugar para compartir en este encuentro y Taiz de San Pablo quiere llevarse el modelo de organización para trabajar en su país porque no hay semejante movida allí. Podría seguir con las palabras recogidas sobre las emociones que provocan estos diálogos horizontales, democráticos, con respeto en su mayoría y esa marcha masiva para visibilizar reclamos. Para eso nadie nos sobra, el encuentro las hacemos entre todxs y todxs volvemos siendo otras. Miles de jóvenes se suman cada año.

TÉLAM

Marta Gaitán