Abran cancha

Sin dudas, el trabajo emprendido por la jugadora Macarena Sánchez fue el puntapié inicial de un partido que recién comienza en la lucha por la igualdad de derechos. Ahora, un grupo de jugadoras se organizaron para elaborar un protocolo de prevención contra el abuso y el acoso, reclamar la inclusión del fútbol femenino en la currícula escolar y propiciar leyes que las ubiquen en igualdad de condiciones con sus pares varones. «Pibas con pelotas» es el nombre del nuevo colectivo que reunirá a jugadoras de fútbol 11, fútbol villa, fútbol calle y futsal. En declaraciones recientes al diario Página/12, Florencia China Pereiro, exjugadora de Boca y coordinadora de un club de fútbol señaló que «Pibas con pelotas es un espacio donde las chicas puedan informarse, saber actuar ante un montón de situaciones que viven como abusos, maltratos o lesiones de las que el club no se hace cargo». Además, desde la organización se pedirá «censo nacional» para saber cuántas hacen rodar la pelota en el país ya que «nadie lo sabe», y a nivel institucional dentro de la AFA, irán por un cupo del 30% de mujeres en las comisiones directivas para propiciar la creación de un área específica de fútbol femenino.