Aportes sospechosos en la campaña de Cambiemos

Jorge Di Lello, fiscal federal con competencia electoral, ordenó las primeras medidas para determinar si Cambiemos hizo figurar aportantes truchos para la campaña de sus candidatos a legisladores de la provincia de Buenos Aires, con Graciela Ocaña y Esteban Bullrich a la cabeza, en las elecciones del año pasado y si, además, los afilió sin que se enteraran. La investigación preliminar se inició a raíz de una investigación del periodista Juan Amorín, en El Destape, que reveló dos semanas atrás que Cambiemos utilizó la identidad de al menos 205 personas titulares de los planes sociales Ellas Hacen y Argentina Trabaja. Con el correr de los días la lista trepó a 467 personas, todas habitantes de barrios pobres en territorio bonaerense. Lo primero que dispuso Di Lello fue constatar –con personal de Gendarmería– los domicilios de las personas cuyos nombres figuran como aportantes a la campaña con sumas que oscilan entre los 300 y los 1500 pesos.