Bolsonaro apareció implicado en el crimen de Marielle Franco

El mandatario de Brasil, Jair Bolsonaro, apareció vinculado al escándalo por el asesinato de la concejal izquierdista Marielle Franco y su chofer Anderson Silva por la declaración de un testigo, quien denunció que uno de los homicidas, un expolicía, fue a la casa del jefe del Estado en Río de Janeiro antes de cometer el crimen, reveló la TV Globo. Un hombre que se desempeña como portero del barrio cerrado de Barra de Tijuca, Río, donde vive Bolsonaro, declaró ante la fiscalía que uno de los detenidos por el asesinato el mismo día del crimen fue a la casa del hoy presidente, entonces diputado federal. Uno de los acusados del homicidio, Ronnie Lessa, expolicía, vive en el mismo barrio cerrado de Bolsonaro, a menos de 50 metros, y de allí salió el día del homicidio junto con otro excolega, llamado Elcio de Queiroz. Ambos forman parte de las llamadas milicias parapoliciales de Río, que le disputan el crimen organizado a los narcos. En respuesta a la publicación, Bolsonaro insulto a miembros de O’Globo  a quienes acusó de hacer un «infierno» de su vida.