Bullrich se desliga de las deportaciones a ONG

«Nosotros no pusimos ningún impedimento para que ingresen al país. Nuestra única fuente de datos es el Departamento de Interpol de la Policía Federal», aseguró este martes la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich Pueyrredón, mientras supervisaba el operativo montado para la realización de la Cumbre de la Organización Mundial de Comercio (OMC). La afirmación de de la funcionaria contradice la explicación ofrecida por los diplomáticos de Cancillería, que habían justificado la decisión oficial en supuestos «llamamientos a manifestaciones de violencia a través de las redes sociales». Desde la cartera que conduce Jorge Faurie explicaron a los medios que las «amenazas» que sirvieron de base para expulsar del país al activista noruego Petter Titland fueron identificadas por el Ministerio de Seguridad y la Agencia Federal de Investigaciones (AFI). Algunos activistas lograron revertir el veto tras la intervención diplomática de Brasil, Francia, Noruega y Bélgica.