CCC: «La luna como testigo», porque la poesía es también para los niños

Dos fascinantes y divertidas historias se suceden con una luna cómplice. Una niña sueña con la luna, un niño enamorado, decide regalarla, un pintor la elige como su obra maestra y un simpático personaje intentará dormir. La luna será testigo de aventuras y peripecias hasta que amanezca, recordándoles a cada instante el asombro constante que nos produce la naturaleza. Autoría y actuación: Adriana Sobrero. Dirección: Sergio Ponce y Adriana Sobrero. Sábados y domingos a las 16.30 horas. Estrena sábado 7 de marzo en la Sala Osvaldo Pugliese González del Centro Cultural de la Cooperación Floreal Gorini. Avenida Corrientes 1543, CABA. Para otras actividades, consultar en www.centrocultural.coop