Chile: un jefe carabinero hizo autocrítica

El general director de Carabineros de Chile, Hermes Soto, realizó este miércoles un mea culpa público respecto de la situación de la institución tras el homicidio del comunero mapuche Camilo Catrillanca y pidió a sus subordinados no seguir «por el camino equivocado de la mentira y el abuso de poder». Así, Soto habló a los miembros de la institución en una videoconferencia después que trascendió una declaración del principal imputado en el crimen de Catrillanca, el sargento Carlos Alarcón, quien dijo que su jefe directo y un abogado les ordenaron a él y sus compañeros mentir a la Fiscalía. Como se sabe,  Camilo Catrillanca, de 24 años, murió de un tiro en la nuca el pasado 14 de noviembre mientras se desplazaba en un tractor, junto a un menor de 15 años, en la comunidad de Temucuicui, en la región de La Araucanía.