Disminuyen los puestos de trabajo

«La destrucción de empleo industrial es consecuencia del proceso de apertura y la decisión política de no proteger esos empleos. Utilizar a la apertura para disciplinar y planchar la inflación, al menos hasta la devaluación de diciembre, ofrece como contracara la caída en el empleo de la industria. Los puestos que se crean para compensar tienen salarios mucho más bajos», consideró el economista Ariel Lieutier del Instituto de Trabajo y Economía (ITE). El proceso de destrucción de puestos de trabajo por goteo en las actividades manufactureras iniciado con el recambio presidencial retrotrajo los niveles de ocupación sectorial hasta los de 2010. Las cifras publicadas este miércoles por el Ministerio de Trabajo evidencian que febrero existieron 16.800 puestos industriales menos que en el mismo período del año pasado y una reducción de 2.400 empleos frente a enero. «No estamos frente a un resultado indeseado sino frente al funcionamiento normal del modelo propuesto por Cambiemos. Este es un proceso de precarización por goteo donde los sectores que más aumentan son los monotributistas, cuentapropistas y trabajadores no registrados», explicó Lieutier.