Dos nuevas familias querellan los crímenes de la dictadura franquista

Las familias de Gustavo Muñoz y José Céspedes, hombres asesinados en España durante la dictadura de Francisco Franco, serán querellantes en la causa que investiga los delitos de lesa humanidad de la tiranía que duró 40 años. Y podrán querellar porque la sala IV de la Cámara de Casación revirtió la decisión de la jueza Servini y de la Cámara de Apelaciones y ordenó incluirlos en la proceso. «Un gran objetivo alcanzado», sostuvo el representante legal del nieto de Céspedes. «Un fallo histórico», agregó el abogado del hermano y la madre de Muñoz. Con el voto de los jueces Mariano Borinsky y Gustavo Hornos, en un fallo que dieron a conocer el lunes destacaron que la conexión de los hechos denunciados no dependen del lugar o del tiempo de su comisión, sino de sus características particulares y del contexto específico en el que habrían sido perpetrados y, por lo tanto, ordenaron a Servini de Cubría a que emita otro fallo «ajustado a derecho». Es decir, que incorpore ambos casos a su investigación.