El impuesto a las grandes fortunas de debate este martes

Daniel Arroyo, ministro de Desarrollo Social, expresó que «un grupo minúsculo de cerca de 10.000 personas solamente» son quienes deberán pagar el aporte extraordinario de las grandes fortunas.  «Es un aporte extraordinario, por única vez y en el marco de la pandemia, en una situación de caída brutal de la economía, tanto en el mundo como en la Argentina», remarcó, tras considerar que el proyecto es «muy necesario y de toda justicia». El ministro detalló que un 15% de lo recaudado se destinará a urbanizar las villas y asentamientos. «Es decir, es un aporte pensado para que lo que se recaude tenga una asignación específica, como resolver problemas en los barrios donde viven cuatro millones de argentinos, hacinados, sin derecho al hábitat, mejorar las condiciones de vida generando además trabajo», especificó. El texto del proyecto establece que otro 20% de lo recaudado vaya a la compra de equipamiento e insumos críticos para la emergencia sanitaria, un porcentaje equivalente se use para asistir a las pymes, otro 20% al programa de becas Progresar y un 25% a planes de exploración y desarrollo de gas natural, a través de Enarsa. Como se sabe, los diputados Carlos Heller y Máximo Kirchner son los autores del proyecto que se debatirá este martes en Diputados.