El juez que hizo detener a Lula será ministro de Justicia de Bolsonaro

El magistrado federal Sergio Moro, responsable de las investigaciones de la operación Lava Jato, perseguidor implacable de Lula, aceptó este jueves ser el ministro de Justicia del Gobierno del presidente electo de Brasil, Jair Bolsonaro. A la salida de la reunión que mantuvo con Bolsonaro, en la casa del mandatario, el juez afirmó que la posibilidad de establecer una agenda anticorrupción y contra el crimen organizado lo llevó a aceptar el cargo. En una entrevista concedida la víspera, Bolsonaro había dicho que pensaba en Moro como su ministro de Justicia o como uno de los once magistrados que integran el Supremo, aunque la primera vacante en la máxima corte del país tan solo se abriría en 2020. Por su parte, Moro dijo sentirse «honrado» con la invitación realizada por Bolsonaro, vencedor en la segunda vuelta de las elecciones presidenciales del pasado domingo.