El país de la homofobia

«Tiene alto contenido machista y homofóbico y atenta contra los derechos y victorias culturales y sociales que se han obtenido en los últimos años». «Los contenidos son homofóbicos y de una enorme violencia hacia la comunidad gay». El spot «lesiona, ofende, restringe, limita, suprime y vulnera derechos humanos». Estas son solo algunas de las denuncias recibidas por la Defensoría del Público de Servicios de Comunicación Audiovisual a raíz del comercial «Putin», del canal TyC Sports, que pretende hacer humor sobre la discriminación y persecución a los homosexuales. Las presentaciones, informa la Defensoría, fueron formuladas en base a la normativa audiovisual argentina, que obliga al trato igualitario en las emisiones televisivas. En tanto, la fundación Huésped explicó cuáles son los aspectos estigmatizantes del comercial. La enumeración de «supuestas formas de sexualidad entre hombres», como arrodillarse frente a otros, revolcarse en el pasto, «romperse todo», señala la entidad, «no hacen más que reproducir estereotipos». Por otra parte, el embajador de Rusia, Víctor Koronelli, expresó su «profunda sorpresa y repudio» por una producción «de dudosa calidad y confuso mensaje».