Fin de semana con bancos abiertos

Durante el este viernes a la mañana, miles de personas se agolparon en las diferentes sucursales para cobrar su jubilación y planes sociales. La cantidad superó cualquier expectativa y encendió la alarma en el Gobierno, ya que se conglomeró una cantidad de gente que rompe con las recomendaciones sanitarias en el marco del aislamiento social, preventivo y obligatorio. En distintos puntos del Conurbano y del país, se registraron colas de hasta 10 cuadras para cobrar por caja los haberes, algunos jubilados y pensionados habían llegado a la madrugada a hacer la fila para estar primero y muchos con problemas respiratorios crónicos y con la edad que representa el grupo de riesgo. Al inicio de la jornada, además, se registraron incidentes ya que en la fila no se respetaba la distancia de un metro entre persona para prevenir el contagio del coronavirus. En un principio, el Ejecutivo determinó que hasta el martes 7 de abril los bancos estarían abiertos para que las personas que cobran jubilaciones, asignaciones y planes sociales pudieran cobrar por caja puesto que no cuentan con tarjeta de débito.