Fuerte discurso de Claudia Piñeiro en la Feria del Libro

«El lugar del escritor es el del conflicto con la autoridad», dijo la narradora Claudia Piñeiro en un discurso que expresó el conflicto que se generó en la apertura de la 44° Feria Internacional del Libro de Buenos Aires. La autora de Las viudas de los jueves –vestida con una capa verde, el color con el que se está vistiendo cada vez más mujeres a favor de la legalización del aborto– recibió la primera gran ovación de los más de 200 estudiantes, docentes y trabajadores de los Institutos de Formación Docente (IFS) de la Ciudad, que se manifestaban en contra del proyecto de la Universidad de Formación Docente (UNICABA), impulsada por el gobierno porteño, que implicaría el cierre de 29 profesorados. «Señor, señora, no sea indiferente, nos cierran los terciarios en la cara de la gente», cantaban los manifestantes cuando subió al escenario el ministro de Cultura de la Ciudad, Enrique Avogadro. No pudo decir una palabra. Por primera vez en la historia, las autoridades políticas no hablaron. «No a la UNICABA», gritaban los manifestantes mientras alzaban varios carteles: «La educación es un derecho, no un gasto». Así, corrió la misma suerte el ministro de Cultura de la Nación, Pablo Avelluto, que se fue abucheado antes de inaugurar la Feria.