Garavano dolido por la muerte de un genocida

Germán Garavano, ministro de Justicia y Derechos Humanos, publicó un aviso fúnebre en el diario La Nación para despedir al general Carlos Bernardo Chasseing, interventor de Córdoba durante la dictadura cívico-miliar y mano derecha del exjefe del Tercer Cuerpo del Ejército Luciano Benjamín Menéndez. «Participa del fallecimiento y acompaña con afecto a su hijo Pablo y a su familia en este momento de dolor», manifestó Garavano en un aviso en el que no omitió su cargo como miembro del gabinete del gobierno de Mauricio Macri. Los organismos de Derechos Humanos salieron rápidamente a denunciar el mensaje del ministro a través de una carta, en la que consideraron «inadmisible» que, «desde el más alto cargo que instituye la democracia para llevar adelante políticas de Justicia y Derechos Humanos» se salude al «más alto funcionario público durante la aplicación del terrorismo de estado en Córdoba entre 1976 y 1979». La carta fue firmada por H.I.J.O.S. Reg. Córdoba, Abuelas de Plaza de Mayo filial Córdoba, Familiares de Desaparecidos y Detenidos por Razones Políticas de Córdoba, Asociación de Ex Presos Políticos, Ex Presos Políticos por la Patria Grande.