Las fumigaciones con agrotóxicos enferman y matan

Chicos cordobeses expuestos a fumigaciones con agrotóxicos poseen daño genético tres veces mayor a la media, lo que conlleva a mayores probabilidades de contraer cáncer. Así lo confirmó un estudio que fue sumado como prueba a la causa judicial para frenar fumigaciones en la comuna de Dique Chico. Por su parte, el jefe comunal había limitado el uso de agroquímicos, pero los empresarios del agro tuvieron luz verde de los jueces Humberto Sánchez Gavier y María Inés del Carmen Ortiz, quienes permitieron pulverizar durante el verano. Medir el daño genético es una forma científica utilizada a nivel internacional para evaluar la salud. A mayor daño genético, más posibilidades de contraer cáncer, enfermedades cardiovasculares, sufrir malformaciones y abortos espontáneos. Dique Chico es una comuna de 200 habitantes, a 50 kilómetros de la capital cordobesa. El estudio, realizado por la doctora en ciencias biológicas Delia Aiassa, determinó que «el 100% de los niños que participaron tuvieron un número de células con micronúcleos (MN) mayor al valor considerado como basal para una población referente».