Nueva condena contra Lula da Silva

El expresidente brasileño Lula da Silva recibió una nueva condena, a 12 años y 11 meses de prisión, por supuestamente recibir más de 1 millón de reales (unos 270.000 dólares) en coimas relacionadas con reformas de un inmueble en Atibaia que está en nombre de Fernando Bittar, hijo del amigo de Lula y exalcalde de Campinas, Jacó Bittar. Según la sentencia, las obras fueron financiadas por las contratistas OAS, Odebrecht y Schahin. «El condenado recibió una ventaja por ocupar el cargo de presidente de la República, de quien se exige un comportamiento ejemplar como el mayor mandatario», escribió la jueza Gabriela Hardt, al considerar que la culpabilidad de Lula era elevada. No queda en claro cuáles son las pruebas de que Bittar es en realidad testaferro de Lula. El dirigente metalúrgico ya cumple condena desde abril pasado por presuntamente recibir un apartamento en una playa de Sao Paulo –que tampoco está a su nombre– a cambio de sobornos.