Reforma del Consejo de la Magistratura

El presidente Mauricio Macri enviará al Congreso un proyecto para reformar el Consejo de la Magistratura –órgano clave en la designación y remoción de jueces– que tiene como eje el aumento del número de representantes de la corporación judicial entre los integrantes del organismo. Más jueces y abogados y menor proporción de representantes del estamento político (únicos a los que vota la ciudadanía). La iniciativa forma parte de una reestructuración del sistema judicial con el ostensible objetivo del gobierno de lograr un control sobre él, algo en lo que Macri trabaja desde los comienzos de su mandato presidencial, como se vio con la designación por decreto de dos jueces de la Corte Suprema. De igual modo, se propuso desplazar a Gils Carbó, y lo logró a fuerza de presiones, denuncias y una declaración de inconstitucionalidad del sistema de juicio político para procuradores pensado para sentar las bases de una reforma del Ministerio Público Fiscal.