Represión de Gendarmería en Cresta Roja

Con un mega operativo, que incluyó más de 2.000 efectivos de la Gendarmería y la Infantería de la Policía Bonaerense, los trabajadores de Cresta Roja fueron desalojados con balas de goma, tanques hidrantes y gases lacrimógenos esta madrugada de la puerta de la planta que el frigorífico tiene sobre la ruta 205, a la altura del cruce de Unión Ferroviaria. Allí, unos 300 empleados mantenían un bloqueo desde hace quince días en repudio al plan presentado por la patronal para reducir brutalmente la planta de trabajadores y cesantear a 800 operarios. La Gendarmería los desalojó con balas de goma, gases lacrimógenos y tanques hidrantes. «Somos 300 operarios que estamos en la puerta de la planta manteniendo el bloqueo. A las 4 de la mañana llegaron muchísimos gendarmes y nos empezaron a correr. Nos dijeron que eran 2.400 efectivos. No estábamos cortando la ruta y nos empezaron a tirar con todo. Fue brutal», contó Daniel Vega, trabajador y dirigente gremial de Cresta Roja. Dos trabajadores fueron detenidos y otros dos se descompusieron producto de los gases.