Sarkozy marchó preso

Nicolás Sarkozy, expresidente francés, fue detenido este martes para ser interrogado por una presunta financiación ilícita proveniente de Libia para su campaña de 2007, que lo llevó a ganar las elecciones presidenciales. El exmandatario (2007-2012) es interrogado por agentes de la Oficina Central de Lucha contra la Corrupción y las Infracciones Financieras y Fiscales (OCLCIFF) en el suburbio parisino de Nanterre. Sarkozy puede permanecer en detención provisional hasta 48 horas y, dependiendo del interrogatorio, puede ser puesto en libertad, convocado en una fecha posterior o presentado ante un juez en vistas de una inculpación formal. Este caso salió a luz en 2012, cuando el portal informativo Mediapart publicó un documento que llevaba la firma de Musa Musa, el exjefe de los servicios de inteligencia libios, donde se afirmaba que Khadafy había aceptado financiar con «50 millones de euros» la campaña presidencial de 2007 de Sarkozy.