Todos juegan

(Télam)

Lanzaron en Argentina el primer muñeco con síndrome de Down. El bebote se llama Oli y su desarrollo fue realizado por la empresa local Casita de Muñecas, socia de la Cámara Argentina de la Industria del Juguete. Para llevar adelante la iniciativa, los fabricantes contaron con el asesoramiento de la Asociación de Síndrome de Down de la República Argentina, ASDRA. En declaraciones al diario La Nación, Matías Furió, presidente de la Cámara, señaló que «desde hace varios años que venimos trabajando con el objetivo de diseñar juguetes que incluyan a todos los chicos, juguetes que los representen. Sin tanta división por género y que no resalten los estereotipos». Según sus creadores, Oli llega para «ayudar a que todos los chicos puedan aprender sobre las diferencias que existen entre todas las personas, y lo naturalicen». El muñeco fue presentado recientemente en la Legislatura porteña en el marco de varias actividades realizadas en el Día Internacional de las personas con síndrome de Down.