Uribe, en arresto domiciliario, renunció al Senado colombiano

El expresidente Álvaro Uribe renunció a su banca en el Senado, este martes, luego de una consulta virtual con sus asesores. Según el ahora exsenador, hay «hechos irregulares» en su proceso en la Corte Suprema que «anulan cualquier expectativa de volver al Senado». La decisión se da 14 días después de que la Corte Suprema de Justicia le dictara medida de prisión domiciliaria por los delitos de fraude procesal y soborno. Uribe informó su decisión en una carta enviada al presidente del Senado, Arturo Char, en la que hace referencias a su proceso en la Corte Suprema de Justicia. «El magistrado José Luis Barceló me llamó a indagatoria hace más de dos años, en un proceso que desconocía, cuya existencia el mismo magistrado había negado. En proceso anterior y conectado con este, ante el mismo magistrado, se me anunció versión libre que nunca me permitieron», dijo Uribe. Su principal denunciante en el caso es el también senador Iván Cepeda Castro. Ahora el debate queda abierto sobre si realmente la Corte Suprema pierde la potestad para seguir juzgando a Álvaro Uribe o si su caso puede pasar a la justicia ordinaria, toda vez que su caso empezó en el Senado y se desarrolló durante su cargo como senador.