Vínculos fructíferos

Múltiples actividades fueron realizadas en la capital de la provincia mediterránea para fomentar el trabajo de emprendedores de la economía social. Visita especial del presidente del Instituto Movilizador, Edgardo Form.

Sinergia. Dirigentes recorren la feria montada por beneficiarios de microcréditos. (Bibiana Fulchieri)

 

Una feria de productos realizados por emprendedores de cooperativas adjudicatarias de microcréditos en la filial Córdoba Centro del Banco Credicoop fue el marco del evento «Microcréditos: concluyendo un ciclo, inaugurando oportunidades», convocado desde la Red Córdoba de Microcréditos del Instituto Movilizador de Fondos Cooperativo, el cual  contó con la presencia especial de Edgardo Form, presidente del imfc y vicepresidente de Cooperar. Autoridades nacionales, provinciales, municipales, miembros de asociaciones civiles y personal del banco estuvieron entre los presentes. Asimismo, participaron del encuentro Graciela Bísaro, presidenta de la filial Córdoba del imfc; Pablo Tissera, jefe de dicha filial y Marta Gaitán, presidenta de la secretaría de Género del Instituto.
«Todos saben que nuestra razón de vida histórica como imfc desde 1958 es facilitar el acceso al crédito de los sectores más postergados y ese rasgo nos distingue desde nuestros orígenes como cajas de crédito genuinamente cooperativas», dijo Form. Después se explayó sobre la actualidad del programa de microcréditos del Ministerio de Desarrollo Social de la Presidencia de la Nación, en el cual el imfc se desempeña como organización administradora y ejecutora. «Quiero resaltar que la regional Córdoba conformó una red ejemplar en el acompañamiento de los proyectos de financiamiento con microcréditos, los cuales queremos que sigan así», dijo el dirigente y añadió: «Nuestro deseo es continuar y ampliar lo hecho junto con la Nación, de la manera que lo hacemos siempre, con rigurosidad, transparencia y rendición en tiempo y forma. Los cooperativistas demostramos gran capacidad de respuesta ante las adversidades; trabajaremos juntos y afrontaremos las situaciones difíciles, con la voluntad de los asociados con los que sostendremos los proyectos en el  tiempo».

 

Cuadro de situación
Como parte de la actividad en torno a la visita de Form, se realizó también una reunión con integrantes de cooperativas locales, donde las mismas plantearon las delicadas circunstancias que atraviesan. «Estamos muy preocupados por este cambio en la marcha nacional de las políticas sociales», aseveró Oscar Alonso, de la empresa recuperada y cooperativa Alborada-Furnor. «Es imposible acceder a nuevos créditos ya que no calificamos para manejarnos financieramente y no podemos competir para presentarnos a licitaciones públicas», explicaron Victoria Aguirre y Adriana Castelletti, de la cooperativa de trabajo El Panal, de Villa Carlos Paz. Liliana Vilches, de la cooperativa de vivienda Mi Morada, afirmó: «Los costos se nos fueron altísimos, a los terrenos es imposible acceder y para la máquina bloquera que queremos comprar necesitamos crédito», aseguró. Promediando la jornada se sumaron a la convocatoria Guillermo Molas y Molas, subdirector de Economía Social de la municipalidad de Córdoba; Ricardo Vissani, legislador provincial; Alberto Galo, subsecretario de Cooperativas y Mutuales de la provincia; Griselda Gallo, coordinadora de Cooperativismo y Mutuales en el Ministerio de Educación  provincial; Marcelino Álvarez, articulador del Centro de Referencia Córdoba del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación; y Paula Faedi, del equipo de la Comisión Nacional de Microcrédito.
Sobre el final, Tissera destacó la importancia de la Red Córdoba por su contribución  en microcréditos otorgados al fortalecimiento de la economía popular: «Haciendo números podemos afirmar que recibimos 2.100.000 de pesos como organismo ejecutor y por représtamos logramos multiplicar esa cifra por cinco, llegando ahora a 10.500.000, con una bajísima tasa de mora». La red no solo abarca entidades de la capital cordobesa, sino además de Río Cuarto, Capilla del Monte, Alta Gracia y Cosquín. En total, son unas 40 las cooperativas beneficiadas.