Deportes | LA HORA DE CATAR

Empezó el Mundial

Arabia Saudita, México y Polonia serán los rivales de Argentina en el grupo C. Expectativa en el país futbolero por levantar la copa tras 36 años.

Doha. El brasileño Cafú tras sacar la bolilla en el sorteo. Detrás, el alemán Lothar Matthäus.

FRANÇOIS-XAVIER MARIT/AFP

El 22 de noviembre es la hora señalada para el seleccionado argentino de fútbol. Ese martes, a las 16 (hora de nuestro país), el equipo de Lionel Scaloni debutará en el Mundial de Catar ante Arabia Saudita, primer partido de un grupo que completan México y Polonia. Así lo determinó el sorteo que se realizó este viernes en el Centro de Exposiciones y Congresos de Doha, Catar. Allí, y en una presentación que tuvo números musicales y mucha expectativa, el presidente de FIFA, Gianni Infantino, aseguró que la de Catar «será la mejor Copa del Mundo de la historia».
El primer partido de Argentina será en el Lusail Stadium, con capacidad para 80.000 espectadores. El segundo, el sábado 26 a las 10, ante México, en el Education City Stadium (45.000 personas), y el tercero, el miércoles 30 a las 16 ante Polonia, de nuevo en el Lusail. La inauguración del Mundial la jugará el local ante Ecuador el 21 de noviembre (a las 7, siempre hora argentina).
De avanzar, el equipo de Scaloni deberá enfrentarse con los clasificados del Grupo D, una zona en la que estarán Francia –el último campeón del mundo–, Dinamarca, Túnez y el ganador del repechaje entre Emiratos Árabes Unidos, Australia y Perú. No habrá, al menos de arranque, el temido duelo ante Alemania, que quedó en el Grupo E y sobre el que tanto se especuló en la previa del sorteo. Aunque de salir segunda en su grupo, Argentina podría enfrentar nada menos que a Francia, si es que los dirigidos por Didier Deschamps finalizan primeros en su zona.
De los tres encuentros del seleccionado nacional, el que más complejidad presenta –al menos en los papeles– es el tercero, ante los polacos. Uno de los motivos es que se enfrentarán dos de los mejores jugadores del mundo (y de los más premiados en los últimos años): Lionel Messi y Robert Lewandoski. Goleador, de 33 años, Lewandoski es el estandarte de su selección e ídolo de su país. Juega en el Bayern de Munich. Igual que Messi sabe que este podría ser su último Mundial. Más allá de que hay que jugar los partidos, Polonia clasificó a Catar aliviado por la suspensión de su partido ante el seleccionado ruso por parte de la FIFA. El repechaje ante Suecia (2 a 0, con un gol suyo y otro de Piotr Zielinski) le permitió entrar por la ventana.
Los polacos tienen entre sus figuras a Wojciech Szczesny (arquero de la Juventus), Matty Cash (Aston Villa), Jan Bednarek (Southampton), Krzysztof Piatek (Fiorentina) y el mencionado Zielinski (Napoli). Su otro fuerte está en Czeslaw Michniewicz, el DT al que consideran el «Mourinho polaco» porque también apela al trabajo mental de sus dirigidos. El Mundial, sin embargo, será su primera prueba de fuego, ya que lleva solo dos partidos al frente de Polonia: un amistoso (1-1) contra Escocia y el del repechaje ante Suecia. Michniewicz asumió al frente del equipo a comienzos de este año, tras la renuncia del portugués Paulo Sousa.

Paso a paso
Además de Polonia, el seleccionado se medirá con rivales que, a priori, parecen de menos riesgo. En el debut, los dirigidos por Scaloni enfrentarán a Arabia Saudita, un país que no cuenta con grandes figuras (se destaca el delantero Saleh Al-Shehri, de 28 años) ni importantes antecedentes mundialistas. Nunca superó la zona de grupos en los cinco mundiales que disputó. En el de Rusia tuvo como entrenador al argentino Juan Antonio Pizzi. Actualmente lo conduce el francés Hervé Renard, con antecedentes como DT de Zambia, Costa de Marfil y Marruecos. La base es la del club local Al Hilal –dirigido por Ramón Díaz–, ganador de la Liga de Campeones asiática y participante del Mundial de Clubes, en el que lo superó en semifinales el campeón, Chelsea. Los árabes llegaron al Mundial tras ganar su grupo con siete victorias, dos empates y una derrota.
México, el otro rival argentino y con Gerardo Martino como DT, fue uno de los últimos clasificados para Catar tras su triunfo por 2 a 0 sobre El Salvador, el 30 de marzo. Martino, sin embargo, es muy cuestionado teniendo en cuenta que recién sobre el final de las eliminatorias de CONCACAF consiguió el boleto al Mundial. El jugador del Napoli, Hirving Lozano, de 26 años, es la figura del equipo. También está el arquero Guillermo Ochoa, del América. Y el ex-River Rogelio Funes Mori. México figuraba entre alguno de los posibles rivales argentinos de un amistoso previo al Mundial. Pero ahora que se sabe que compartirán grupo, es casi seguro que esa idea no prospere.
Más allá de los rivales en el grupo C, la selección dirigida por Lionel Scaloni genera esperanza. No solo porque cuenta con Messi, sino también por la unidad grupal que exhibe el plantel y un estilo de juego que no se veía hace tiempo. No casualmente Argentina acaba de alcanzar un invicto de 31 partidos que lo emparenta con el ciclo de Alfio Basile entre 1991 y 1993. Además, ganó la última Copa América y clasificó de manera holgada al Mundial. La expectativa, por tanto, es enorme, si se considera que Argentina no levanta la copa hace 36 años.
Por lo pronto el Mundial ya comenzó a jugarse. Este viernes 1 de abril, los 32 países participantes ya saben qué les espera en la primera etapa. Fue el primer paso de una competencia esperada por los aficionados y promocionado como un megaevento con shows artísticos incluidos en la transmisión. En la previa, la FIFA presentó la primera de las canciones mundialistas. Se llama «Hayya Hayya», se traduce como «Mejor juntos» y la interpretan Trinidad Cardona (Estados Unidos, aunque una de sus madres es mexicana y la otra puertorriqueña), David Adedeji Adeleke (conocido como Davido, nacido en Estados Unidos).
En el video de presentación de «Hayya Hayya» aparece Diego Maradona. Será el primer Mundial desde que él falleció. Pero a la vez, ¿será el último de Messi?


Alejandro Duchini